El coronavirus pone en el punto de mira la escasez de agua en el mundo

El coronavirus pone en el punto de mira la escasez de agua en el mundo

El coronavirus pone en el punto de mira la escasez de agua en el mundo

Madrid, 22 mar (EFE).- La situación sanitaria que vive el mundo como consecuencia del COVID-19 ha puesto en el punto de mira la escasez de agua en muchas regiones del planeta, una carencia que en los últimos años, además, se ha visto agravada por la crisis climática.

Este domingo se conmemora el Día Mundial del Agua y, si bien este año se centra en el binomio agua y cambio climático, Naciones Unidas ha querido lanzar un mensaje sobre la importancia de la higiene: lavarse las manos es esencial para contener la propagación del virus y muchas otras enfermedades infecciosas, señala en su web este organismo.

Por desgracia, casi 3.000 millones de personas en el mundo no tienen cómo lavarse las manos contra el coronavirus, agrega la ONU, que hace un llamamiento a los ciudadanos: "si tú tienes acceso a agua de calidad y jabón, sigue los pasos y únete a la campaña #ManosLimpias (#SafeHands en inglés). Por tu comunidad y por ti".

La ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, subraya que el agua es un "bien escaso y precioso".

En un tuit, escribe: "Hoy es el #DíaMundialdelAgua. Este año, dedicado al #agua y el #CambioClimático. Bien escaso y precioso, agua clave para la #vida y la #salud. Gracias a todos los profesionales que veláis por su suministro y potabilización, por el saneamiento y depuración. ¡Gracias!".

La Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo también menciona el agua y la higiene como aliados fundamentales en la lucha contra este coronavirus, al igual que la ONG Acción contra el Hambre.

"En el Día Mundial del Agua y con una pandemia de coronavirus que afecta ya a más de 160 países, es imprescindible subrayar el estrecho vínculo que existe entre el acceso a fuentes de agua limpia y una correcta higiene y los mecanismos para luchar contra todas las epidemias", afirma Pablo Alcalde, responsable de Agua y Saneamiento de esta organización.

La ONU recuerda, más allá del COVID-19, que esta celebración tiene por objetivo concienciar acerca de la crisis mundial del agua y la necesidad de buscar medidas que logren alcanzar el Objetivo de Desarrollo Sostenible número 6: Agua y saneamiento para todos antes de 2030.

Si se limita el calentamiento global a 1,5 grados centígrados, el mundo estará mejor preparado para gestionar y resolver la crisis del agua, resume su secretario general, António Guterres.

Y es que, el calentamiento global, la deforestación o el aumento de fenómenos meteorológicos extremos están agravando la situación de escasez de agua mundial, lo que necesita de un "cambio de cultura" en su gestión, advierten las organizaciones consultadas por Efe.

Hay, dicen, que dejar de considerarla como un recurso ilimitado para entenderla como un bien insustituible y escaso.

"El calentamiento global, la deforestación y el aumento de los fenómenos meteorológicos extremos en las últimas décadas están haciendo que el agua sea más escasa, más impredecible y esté más contaminada", explica la Fundación We Are Water, que asegura que esto afecta y amenaza la biodiversidad y el desarrollo sostenible.

La Fundación Aquae y la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) consideran "imprescindible solucionar los retos del agua", y también abogan por un cambio en la gestión para que las diferentes administraciones, las empresas y la sociedad civil la contemplen como "un recurso valioso que es necesario proteger".

Por su parte, las organizaciones ambientalistas piden, asimismo, al Gobierno "un cambio en la gestión del agua" para afrontar la crisis climática y solicitan medidas de acción "inmediatas", ya que "cerca de la mitad de las aguas superficiales y subterráneas nacionales están en mal estado ecológico".

Denuncian, además, "que el mal estado de los humedales más importantes es el ejemplo del incumplimiento de la Directiva Marco del Agua".

Amigos de la Tierra, Greenpeace, SEO/BirdLife y WWF España exigen descartar más infraestructuras hidráulicas, moratorias a nuevos regadíos y concesiones de agua, y mejoras en el control del uso ilegal de agua.

Laia Mataix : (c) Agencia EFE